Tomarlo con calma:

 

Cuando aprendimos que todo tiene un proceso,

Que lleva tiempo, comenzamos a tomarnos con calma las

Cosas. Empezamos a disfrutar más del silencio y a tener

Mayores periodos de paz y relajación. Tomarse las cosas

Con calma, no significa desentendernos de ellas. Por el

Contrario, tomarse las cosas con calma, nos ayuda a asumir

Cada una de las cosas que nos pasan en su justa dimensión.

 

“Meditar y aprender a escuchar. Estas son cosas

Que nos llenan de paz y templan nuestro carácter.”

Emanuel V., 36 años, Fase III